Páginas vistas en total

martes, 26 de agosto de 2014

LA REINA ENTRE LAS FLORES.

Era ella una reina en un jardín de rosas,
donde solo espinas quedaban,
pero ella nunca se pinchaba con ellas;
sus manos intactas,
que un día fueron tersas,
tenían la fuerza que te da el esfuerzo constante.

Una mujer en un mundo de hombres
rodeada por la critica
la envidia,
y la indolencia,
...aun así nunca dejo de sonreirles
y de seguir su camino ,
sin descanso ni tregua.

Yo quería a esa mujer porque esa mujer era real
y fuerte
era mi amiga...
no tenia miedos que la bloquearan
ni se vanagloriaba de su esencia imponente.

Creo que cuando ella se fue
en el jardin solo quedaron unas pocas flores
flores que lloraban la partida de su reina
revelándose contra todo signo de belleza nueva
muertas por el cansancio y el tedio constante
sin mas deseo.. que la de volver a verla.

La añoranza se vestía de verde
y el verde significaba esperanza
esperanza de encontrarla y verla alegre
feliz y contenta
de saber que su reinado continuaría
en los corazones que conocieron su belleza.

6 comentarios:

  1. Es dura la lucha de una mujer en un mundo poblado de hombres, pero por la sonrisa se nota que tu amiga sabía como hacer frente a la adversidad.
    Una pena que se haya marchado, pero la has inmortalizado con tu poema.
    Sigues siendo un genio y una extraordinaria persona.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchas gracias Tia Mirta por tus palabras, Si mi amiga es valiente y decidida y muy inteligente

      Eliminar
  2. Muy lindo homenaje en este hermoso poema a tu querida y valiente amiga, un abrazo!!

    ResponderEliminar
  3. Soy un tío afortunado de haber conocido a una auténtica reina entre las flores ósea una mujer formidable entre las mujeres

    ResponderEliminar
  4. Muy lindo poema, siempre hay personas limpias y fuertes, hermosas y grandes que dejan hermosas huellas en los corazones sensibles. Saludos Gerard

    ResponderEliminar
  5. Mi querido amigo, siempre me maravilla ese especial don que tienes para homenajear a estas bellas personas. Creo fimrmemente que llega tu amor hasta ella y que baila con tus dulces palabras. Petonets mon germanet, mestre poeta

    ResponderEliminar